Menu

Ocean World, una aventura familiar

Ocean World, una aventura familiar

Hacer de un viaje familiar la mejor de las experiencias requiere de la elección de un buen destino. La búsqueda exige un lugar único,  divertido y de sano entretenimiento. Estas son las características de Ocean World, que desde ya es la opción obligada para su próximo paseo familiar. Aquí le decimos porqué.

 

La diversión en familia es fundamental para unir los lazos de hermandad. Nuestro litoral norte nos ofrece uno de los parques más divertidos y variados. El Ocean World, con 54 programas de entretenimiento diario, es el parque de aventuras más completo del país. Aquí habitan llamativos animales marinos como delfines, leones marinos, tiburones, mantarrayas y aves tropicales y exóticas que, guiados por expertos, hacen que cada visitante viva una experiencia inolvidable.

 

Diversas son las actividades que se pueden realizar en este mundo de aventuras. El Buceo se realiza en los corales, donde se aprecia un hermoso y colorido mundo submarino, rico en especies. Más que un simple paseo en familia, esta experiencia se convierte en una excursión de conocimiento y descubrimiento matizado por la indiscutible diversión. Un total de 3 impresionantes cascadas hacen que la vista del lugar sea de ensueño; mágica sobre todo para  los más pequeñines de la casa.

 

Durante la bienvenida se otorga un souvenir alusivo a la vida marina. En adición a esto, cuenta con un “foto laboratorio” donde los clientes pueden comprar sus fotografías y Dvd´s de sus experiencias más memorables durante el día.

 

Además del contacto con la naturaleza, la familia también disfruta de un restaurante-cafetería, tienda de recuerdos, servicio de fotografía, entre otros sanos y exclusivos servicios del lugar.

Es por esto que Ocean World se constituye en el destino perfecto para los paseos familiares, grandes y pequeños hacen de este espacio uno inolvidable en su libreta de recuerdos.

 

LOS DELFINES constituyen una de las actividades más buscadas dentro del parque: Estos inteligentes animales marinos brindan a los niños uno de los momentos más dulces e inolvidables.

Los pequeños pueden nadar por media hora con estos juguetones delfines, además de poder acariciarlos, darles de comer, abrazarlos y entablar una relación de reciprocidad. Los delfines realizan una serie de piruetas, juegos, contacto… con tal de que los “nuevos y humanos amigos” vivan la más especial de las experiencias.

 

Para más información pueden visitar http://www.oceanworld.net/

volver arriba

or Cancelar