Menu

WEB-_Vida_de_padres.png

Tiempo de ser mamá: dedicando tiempo real para tus hijos

Tiempo de ser mamá: dedicando tiempo real para tus hijos

 9.jpg

Ser mamá no es tarea fácil. En el caso de las madres que trabajan, a veces llegan muy cansadas a la casa, con mil preocupaciones, restándole importancia a compartir calidad de tiempo con los hijos. Es muy importante tener en cuenta que no dedicar tiempo de calidad a nuestros hijos se convierte en un ingrediente que fomenta una adolescencia llena de conflictos.

A continuación algunas ideas que podrían ayudarte a compartir más con tus hijos:

  • Comparte o crea rutinas en el transcurso de la semana. Podría ser ver un programa de televisión juntos o compartir algún deporte.
  • El tiempo dedicado a compartir con tus hijos no tiene por qué ser largo. Lo importante es que estés presente en cuerpo, alma y mente. El tiempo que decidas entregar a tus hijos es sagrado.
  • Aprovecha para enseñarles valores. Cuando por cuestión de necesidad los padres deben ausentarse para ir a trabajar, a veces no tienen con quien dejar a los hijos o deben dejarlos al cuidado de otras personas. Esta es una razón muy importante para dedicarle tiempo exclusivo a tus hijos. Un tiempo en el que se fomente una comunicación y un ambiente positivo, que facilite la educación y valores que deseas transmitir.
  • La hora de dormir, el mejor horario para conversar. A la hora de dormir nos encontramos más relajadas y los peques generalmente se encuentran dispuestos a conversar. También prueba leerles un cuento o contarles alguna historia con moraleja.
  • No lleves tareas del trabajo a la casa. Nuestro hogar y nuestra familia no se negocian. Respeta la tranquilidad y el tiempo que te dedicas a ti misma y a tus hijos.
  • Dedícales por lo menos 30 minutos de manera individual. Conversa con ellos, pregúntales sobre el colegio y sus amigos, el día a día.
  • Puedes convocar reuniones mensuales con toda la familia para estar al tanto de lo que ocurre y así conocer los gustos, los anhelos y hasta como bromean tus hijos.

El no brindar un tiempo prudente  y de calidad a los hijos nos hace sentirnos culpables y provoca riesgos que luego vamos a querer solucionar, pero sin tiempo alguno.

Empieza hoy a vivir una vida llena de bienestar y de calidad para tus pequeños y para ti.

¡Carpe Diem!

Karina Bueno De Jesús, Ph.D.

Psicóloga Clínica 

Modificado por última vez enViernes, 24 Junio 2016 13:57
volver arriba

or Cancelar