Menu

WEB-Ninos_grandes.png

Las famosas niñas malas

Las famosas niñas malas

 

 El bullyng constituye toda acción violenta, ya sea de maltrato físico, intimidación, acoso o burla dirigidos hacia una persona. En los últimos años esta práctica ha ido tomando fuerza trayendo como consecuencia grandes daños físicos y psicológicos en quienes lo han vivido, sin dejar de lamentar los casos que han terminado en suicidio. Según un informe presentado por “Save the Children” a principios del año en curso, en España 1 de cada 10 alumnos/as entre 12 y 16 años expresó que ha agredido o burlado algún compañero o haber sido víctima de bullyng.

 Siempre se ha asociado al género femenino con la ternura, delicadeza, fragilidad y dulzura. Desde los primeros años de vida de una niña se espera que esta tenga un carácter dócil y se le refuerza con los patrones de crianza pre-establecidos. Sin embargo muchas niñas incurren en conductas disruptivas, violentas y de maltrato hacia sus pares o quienes consideren vulnerables y a diferencia de los niños (que normalmente pegan) en ellas estas conductas están basadas en intimidaciones, humillaciones, burlas y daños a las pertenencias de quienes consideran sus víctimas.

¿Qué ocurre?

Cuando una niña exhibe este comportamiento, puede estar relacionado al ambiente proporcionado en casa, si se vive un clima de violencia donde la misma recibe humillaciones y maltratos, no es validada ni tomada en cuenta o ha sufrido abandono sobre todo por figuras significativas como papá y mamá, puede que toda esa agresividad contenida la externe en otros espacios y hacia otras personas o por el contrario, las niñas muy mimadas y consentidas que han crecido en un ambiente donde son el foco de atención, siendo complacidas en todo y entendiendo que se lo merecen todo, también pueden tornarse arrogantes, caprichosas, intolerantes, agresivas y egocéntricas frente a los demás por carecer de empatía y sensibilidad.

Es importante destacar que en ambos casos hay un mal manejo de los límites y del afecto e indudablemente la “niña mala” posee una muy baja autoestima muchas veces enmascarada.

¿Qué hacer?

Se suele pensar que solo las niñas que reciben el maltrato necesitan ayuda, lo cual no es así. La niña que tiene un perfil maltratante requiere igual atención especializada. Por todo lo antes descrito y destacando que muchas veces no son conscientes del daño que provocan porque solo perciben sus intereses y creen que hacen lo correcto.

Lo primero es ayudarles a identificar lo que está bien y lo que está mal vigilando cada una de sus acciones y siempre explicándoles porque no se debe hacer tal o cual cosa.

 También es importante ayudarles a desarrollar la empatía, ponerse en el lugar del otro y entender que nadie tiene porque ser maltratado ni humillado: ejemplo ¿Cómo te sentirías tú si se rieran de ti en el colegio? Interesarse por lo que a otro le pasa: ¿le preguntaste porque llora o porque está triste?

Darle la oportunidad de que se disculpe o intente resarcir el daño ante cualquier acción inadecuada: ejemplo: vamos a pedir disculpas por lo que hiciste y si quieres le das un abrazo!.

Existirán momentos en los cuales habrá que ser un poco más firmes frente a cualquier falta, quitar algunos privilegios durante un tiempo, como algunos paseos, el celular, ect… esto sin extralimitarnos y señalando siempre la conducta inadecuada pero sin maltratar ni ofender a la niña ya que no se extingue maltrato con más maltrato.

Involucrarla en actividades altruistas que despierten la sensibilidad hacia los demás y motivarla a compartir con quien menos tiene, puede ser algo tan sencillo como: “vamos a ayudar a aquel anciano a cruzar la calle” o “harías muy feliz a tu amiguita si le regalas un poco de tu ropa”

Resaltar siempre las cualidades positivas y demostrar afecto, no hay mejor medicina que el amor.

Por último, insertar a una niña con conductas problemáticas en actividades artísticas y de expresión corporal como las clases de pintura, ballet o teatro resultan sumamente relajantes y provechosas, además de que ayuda a canalizar las emociones es una buena oportunidad para mejorar la socialización y distraerse.

Lic. Zuleyma Rosario, M.A

Psicóloga Clínica, Terapeuta Familiar

Terapia Boutique

809-533-5338

www.terapiaboutique.com

volver arriba

or Cancelar