Menu

WEB-Ninos_grandes.png

¿Qué pasa en la intimidad en una familia donde hay un niño víctima de bullying?

¿Qué pasa en la intimidad en una familia donde hay un niño víctima de bullying?

 

   El acoso escolar o bullying es cualquier forma de maltrato, ya sea físico, verbal o psicológico, producida entre escolares en un tiempo determinado y de forma reiterada, lo que genera en quien participa consecuencias graves a corto y largo plazo. Este tipo de maltrato incluye diferentes acciones que pueden ser consideradas como normales en el proceso de crecer de niños y adolescentes, pero considerar que utilizar golpes, apodos, burlas y otros tipos de conductas violentas es un juego de niños, hace permisible que este tipo de acciones se acepten y se perpetúen, trayendo graves consecuencias para todos los actores involucrados.

    Con el  bullying se intenta intimidar a la víctima, implica abuso de poder, ya que por lo regular el agresor es más fuerte, con una fortaleza que puede ser real o percibida por la víctima, quedando así el sujeto maltratado expuesto física y emocionalmente ante el sujeto maltratador. Siempre hay un desequilibrio de poder ya que quien agrede es más grande en edad, en estatura, por estatus social o económico. No son agresiones aisladas sino episodios  repetidos contra un compañero en particular.

   El acoso escolar es una especie de tortura, metódica y sistemática en la que el agresor sume a su víctima a menudo ante la indiferencia y complicidad de sus compañeros. Es una problemática creciente a nivel mundial.

   La familia es el grupo primario donde se aprende a interactuar con el medio social, en la familia aprendemos valores, costumbres, creencias y estilos de relacionarnos, que hacen que cada familia sea única  dependiendo del contexto donde se desarrolle. 

   En cada familia, los roles, jerarquía, límites y la autoridad deben estar claramente    establecidos. Los niños según su edad y etapa de desarrollo actúan y se relacionan de forma diferente. Cada persona es única, cada hijo es distinto y a todos queremos darle amor por igual.Pero en la familia la jerarquía debe estar claramente establecida teniendo los padres  privilegios que no tienen los hijos y, a la inversa, los hijos tienen privilegios que, no tienen los padres. Un Sistema  funciona como potenciador de salud en la medida en que sus miembros funcionen de manera adecuada.

   Una buena comunicación, objetivos acorde a las necesidades de cada uno de los miembros y normas claramente establecidas crean la base para un buen desarrollo emocional en cada uno de los miembros. Son los padres quienes tienen a su cargo la mayor parte de la responsabilidad de que esto funcione.

   Cuando una familia tiene roles confusos, reglas no tan claras, manejo inadecuado de autoridad, una mala comunicación, hace factible que sus hijos puedan ser víctimas o agresores de bullying. Una buena comunicación es sumamente importante en la crianza de los hijos, somos los padres quienes tenemos que sembrar en nuestros hijos los sentidos de identidad, autoestima, autovalor, facilitándoles así las herramientas que les permitan caminar a lo largo de la vida.

 

Cuando investigamos en la historia familiar de un niño (a) envuelto en una situación de bullying, por lo regular encontramos disfuncionalidad en diferentes aspectos aunque mucho de estos se encuentren enmascarados ante una imagen de familia perfecta. Es por esto que cuando un colegio enfrenta situaciones de acoso escolar o unos padres descubren que su hijo están involucrado en dicha dinámica ya sea en el rol de la víctima o del agresor, deben inmediatamente preguntarse qué está sucediendo en la dinámica familiar de este niño, que sucede en el mundo interior de él, como se relaciona él/ella con los miembros de su familia y como se ve así mismo (su autoimagen). Pasar a recriminar y castigar sin ofrecer el apoyo necesario, sin reeducar y acompañar no

solucionará nada, muy por el contrario puede empeorar la situación. Es por esto que les invito siempre a detenerse un momento, dejar a un lado los juicios y tomar acción en dirección a la solución y la salud emocional de todos los involucrados. 

 

Delia Asencio

Psicóloga Clínica

Terapeuta Familiar

Especialista en Violencia

Alas Formación y Apoyo

809.385.0308

volver arriba

or Cancelar